¿Liposucción o lipoescultura?

Es posible que tengas confusiones respecto a los fines y resultados de estos dos procedimientos. Y, si bien tienen similitudes, lo que ha creado mayores problemas en cuanto a los requisitos y utilidades de cada una, cada una de estas intervenciones tiene una serie de diferencias que a continuación te ayudaremos a dilucidar.
liposuccion_lipoesculturaEn primer lugar, el proceso de liposucción trata de la disolución de grasa de una determinada zona, como por ejemplo el abdomen o los glúteos para su posterior extracción a través de un proceso de succión con la introducción de una cánula en el cuerpo.
También existe otro método, el láser, mediante el cual se quema la grasa y posteriormente es extraída por una delgadísima cánula, por medio de una casi microscópica incisión. El resultado de la liposucción es la reducción considerable de volumen en una única zona del cuerpo.
Y por otra parte…
La lipoescultura, en cambio, es un proceso mucho más complejo que el de la liposucción. Esto porque consiste en una remodelación total de la figura. Previamente, el médico “rediseña” el cuerpo, con el objetivo que adquiera un aspecto muy distinto. Y para lograr eso, se extrae la grasa de algunas partes, para luego ser introducidas en otras, para así generar la sensación de volumen.
Por todo lo anterior, debes tener claro qué objetivos quieres lograr con tu cuerpo: si tu idea es minimizar el volumen de una zona concreta de tu cuerpo (por ejemplo, tienes grasa localizada en muslos) es mucho mejor que te sometas a una liposucción. Pero, si por el contrario quieres dar un cambio radical y mejorar varias zonas de tu cuerpo, incluyendo el relleno de algunas partes flácidas, el camino a seguir es, sin dudas, la lipoescultura.
Ahora ¿ya sabes qué quieres hacer con tu cuerpo? Suerte en ello.

, , , , , ,

No comments yet.

Deja un comentario

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes