La importancia de la ginecología para la salud

Rate this post

Mucha gente todavía cree que ciertas cosas sólo ocurren con los demás – hasta la hora en que sucede con uno mismo. Esto porque acaba descuidando de procedimientos básicos, como acudir regularmente a la ginecología, en el caso de las mujeres. Más que tratar algún mal sólo cuando hay dolor o molestia, las consultas periódicas al especialista sirven para prevenir y descubrir precozmente cualquier enfermedad, antes de que ella se instale y cause un mal mayor.

La consulta al ginecólogo debe comenzar temprano

El aparato reproductor femenino es bastante complejo – y por eso mismo sujeto a muchos pequeños problemas que pueden convertirse en dolores de cabeza bastante serios. Pero no son sólo las mujeres adultas que corren riesgos: la consulta al ginecólogo debe comenzar tan pronto como las hormonas comiencen a actuar en el cuerpo de las niñas. Y no es necesario esperar la aparición de la primera menstruación, basta con que los pianos comiencen a crecer o el cuerpo empieza a modificar su formato para que valga la primera consulta al ginecólogo.

Hora de tomar dudas y dejar algunos mitos hacia atrás

Por otro lado, cada generación la vida sexual ha comenzado antes, lo que puede llevar al consumo de anticonceptivos sin la debida orientación médica o un embarazo no deseado. Además de la orientación adecuada, esa es la hora de la adolescente tomar todas sus dudas acerca del sexo y de su propio cuerpo y dar inicio al sano hábito de ir al menos una vez al año al ginecólogo.

En estas consultas anuales se debe realizar el examen preventivo, que detecta los primeros signos de cáncer de cuello uterino u ovárico, además de la mamografía y el tacto para el cáncer de mama. Sin embargo, son varias las otras enfermedades que pueden aparecer.

Para tener una idea, hay más de una docena de enfermedades de transmisión sexual. La gran mayoría de ellas pueden ser evitadas y tienen cura, principalmente cuando se detecta precozmente con la ginecología, o sea en sus primeras etapas. Todos estos exámenes tienen cobertura obligatoria por los planes de salud.

Hable con sus hijas sobre la importancia de mantener consultas regulares

En el caso de las adolescentes, algunas pueden sentirse avergonzadas ante el ginecólogo, pero es necesario que los padres las orienten desde temprano en cuanto a la necesidad de la consulta médica, procurando dejarlas lo más a gusto posible.

Al final, siempre será mejor recibir orientaciones de un especialista que buscar respuesta en internet, en revistas o con las colegas, ya que no todo lo que se oye es verdad.

No comments yet.

Deja un comentario

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes